La Cámara de Representantes pide a Buhari que declare el estado de emergencia por el aumento de la inseguridad

Jue, 13/02/2020 - 20:48
El presidente de Nigeria, Muhammadu Buhari


La Cámara de Representantes de Nigeria ha reclamado este jueves al presidente del país, Muhammadu Buhari, que declare el estado de emergencia a nivel nacional ante el incremento de ataques por parte de grupos yihadistas y bandas criminales armadas.

La moción ha sido aprobada tras una sesión sobre la necesidad de investigar el reciente asesinato de 30 personas en la localidad de Auno, situada en el estado de Borno (noreste), a manos de presuntos miembros de Boko Haram.

Las autoridades de Nigeria suelen referirse indistintamente a Boko Haram para hablar tanto del grupo que lidera Abubakar Shekau como de la escisión surgida de este en 2016, Estado Islámico en África Occidental (ISWA).

El ataque fue lanzado contra un grupo de viajeros que se encontraban a las puertas de la localidad después de que no se les permitiera la entrada por motivos de seguridad a raíz de un toque de queda impuesto en la zona.

Los civiles se quedaron en el lugar con sus vehículos a la espera de que la autovía fuera reabierta a primera hora del lunes para poder continuar su viaje, si bien los atacantes aprovecharon para asaltar el lugar durante la noche.

El propio Buhari vistió Auno durante la jornada del miércoles, donde fue recibido con abucheos por parte de algunos residentes, que gritaron que abandonara la ciudad al paso del vehículo oficial, según ha informado el diario nigeriano 'Vanguard'.

Tras ello, el mandatario garantizó que "se están dando pasos para garantizar una mejora de la seguridad a nivel nacional". "En Borno, el Ejército trabajará más duro para hacer frente a los insurgentes", agregó.

Asimismo, pidió a los líderes comunitarios y a la población que den a la población la información y la cooperación necesaria para poder actuar contra los grupos armados que operan en la zona.

"Boko Haram no puede llegar a Maiduguri --la capital de Borno-- o los alrededores sin que los líderes locales lo sepan ya que, tradicionalmente, los líderes locales están a cargo de la seguridad en sus zonas respectivas", dijo.

AUMENTO DE LA INSEGURIDAD

A la insurgencia yihadista, principalmente en el noreste del país, se ha sumado en los últimos meses un aumento del número de ataques por parte de bandas armadas en la zona central del país.

La Policía de Nigeria anunció la semana pasada la muerte de 250 presuntos terroristas durante una operación llevada a cabo en una zona boscosa situada en Kaduna, sacudida por un incremento de la inseguridad en los últimos meses.

Buhari autorizó el 26 de enero la ejecución de bombardeos contra bandidos, secuestradores y ladrones de ganado en zonas boscosas de los estados de Níger, Kaduna y Zamfara, en el centro del país.

El dirigente afirmó recientemente que le "pilló por sorpresa" el incremento de los ataques por parte de bandas criminales en el noroeste y el centro del país, al tiempo que prometió "tiempos duros" para estos grupos.

"Durante nuestras campañas, sabíamos sobre Boko Haram. Lo que está pasando ahora es sorprendente. No es sobre etnia o religión, es un plan maléfico contra el país", señaló, según su portavoz, Femi Adesina.
--EUROPA PRESS--
Comentarios Disqus